sábado, 18 de febrero de 2017

Filmoreseña: Hidden Figures

¡Con esta entrada inauguro las reseñas en el blog! Algunas serán más cortas, otras más extensas, pero todas llevarán mis sentimientos y pareceres con respecto al producto del que hablo. En este caso nos encontramos ante una Filmoreseña, pero muy muy pronto se viene una reseña de un libro. ¡Estén muy atentos a esta noche!


Título hispanoamericano: Talentos ocultos
Título español: Figuras ocultas
Año: 2017
País: Estados Unidos
Idioma: Inglés
Guion: Allison Schroeder y Theodore Melfi

Basada en el libro Hidden Figures por Margot Lee Shetterly


En esta película encontramos la historia de tres genias matemáticas afroamericanas: Katherine Johnson, Mary Jackson y Dorothy Vaughan. Las tres mujeres trabajan para la NASA en la división de Computadoras del Ala Oeste, compuesta únicamente por mujeres negras.

Estas tres mujeres de la vida real ayudaron, sin recibir el merecido reconocimiento, a la carrera espacial que Estados Unidos corría contra la URSS en los años sesenta, formando parte del equipo que colocara a John Glenn en órbita en la Tierra (convirtiéndose así en el primer astronauta en darle una vuelta completa).

La narrativa de la película nos muestra a la perfección el nivel de segregación que sufrían los negros en Estados Unidos en aquella época, que llegaba a puntos ridículos, como no poder tomar café de la misma cafetera o estar obligados usar distintos baños (que en el caso de la NASA podían llegar a estar a un kilómetro de tu puesto de trabajo, como le ocurre a Katherine Johnson).

Al mismo tiempo visibiliza otros tipos de segregación, como la que tienen los hombres blancos con las mujeres blancas y a su vez ellas con las mujeres negras; el sistema de compleja burocracia que impide el progreso; la ilógica de impedirle a una mente brillante desarrollarse en su campo solo porque el mismo no fue creado pensando en esa persona en particular, y cómo el avance de la tecnología puede eliminar puestos de trabajo si se impide a los trabajadores avanzar y mejorarse.

Las tres protagonistas generan un gran nivel de empatía con el espectador, uno siente por ellas y desea que alcancen sus sueños. A la vez generan una gran cantidad de vengüenza ajena para con la sociedad blanca que tiene puntos de vista ridículos basados únicamente en la cantidad de melanina que tiene tu piel.

Las actrices Taraji P. Henson, Janelle Monáe y Octavia Spencer son brillantes en sus papeles, parecen mujeres reales y no solo personajes de cartón (como debe ser, por cierto). También se encuentran actuaciones geniales por parte de Kevin Costner, Kristen Dunst, Jim Parsons (¡Sheldon!) y Glen Powell.

Es una historia emocionante, llena de momentos inolvidables, divertida y, debo agregar, muy importante para visibilizar a aquellas personas que forman parte de la sociedad pero que muchas veces son olvidadas, discriminadas y dejadas en segundo o tercer plano (en este caso las mujeres negras, pero sirve para cualquiera).

Mujeres reales, haciendo cosas reales que nadie había notado, caracterizadas por tres actrices maravillosas que van a ganarte el corazón en esta performance.

Hay que darle una oportunidad a esta preciosa adaptación (y con un poco de suerte eso atrae al libro a nuestro mercado)

Le doy un puntaje de 12/12. Muy buena historia, excelentes actuaciones, gran fotografía, música que va con la trama y un muy buen ritmo. ¡No hay que perdérsela!